close
DestacadaSistemas integrados

6 funciones de un control de acceso

Las funciones de un control de acceso, si se cumplen de manera correcta, pueden ofrecer excelentes beneficios a sus usuarios. Acá te enseñamos algunos de ellos.

1. Regular el acceso y salida del personal en una empresa

Las funciones de un control de acceso ayudarán en el cumplimiento honesto la jornada laboral, de una manera minuciosa y correcta, evitando cualquier tipo de acción fraudulenta por parte del personal en ese aspecto.

De igual manera, este sistema de seguridad permite que únicamente aquellos trabajadores autorizados entren o salgan de las instalaciones, previniendo que cualquier intruso o persona indeseada transgreda esta norma.

2. Registrar de manera efectiva todas las visitas

Por lo general, toda edificación en la que funciona una empresa o existen apartamentos residenciales, suele recibir visitas. Las mismas pueden ser efectuadas por clientes, proveedores, familiares o amigos.

En ese sentido, entre las funciones de un control de acceso se encuentra la de llevar un registro eficiente y en tiempo real de todas aquellas personas ajenas a la edificación que, por alguna u otra razón, deben o necesitan ingresar a la misma.

Lo positivo de esto, es que se puede consultar la fecha y hora exactas en las que ingresó el individuo, en caso de alguna situación de emergencia o irregularidad que amerite la revisión de estos datos.

3. Establecer responsabilidades ante cualquier irregularidad

Todas las funciones de un control de acceso son muy importantes, pero una de ellas destaca por su gran utilidad. Se trata de la capacidad de este sistema de seguridad para ayudarnos en la reconstrucción de hechos y determinación de responsabilidades.

Esto quiere decir que, en caso de presentarse alguna situación imprevista o irregular, el registro en tiempo real de ingreso y salida de personas a la edificación llevado a cabo por el control de acceso, ayudará a establecer quién se encontraba dentro o fuera de la misma en un momento determinado.

Gracias a esto, es posible delimitar el rango de inspección en caso de alguna situación anormal, según la cantidad de personas detectadas en los registros.

4. Hacer más eficiente el uso de diferentes recursos

El sistema de control de acceso permitirá un ahorro considerable de recursos, como, por ejemplo, papelería que suele ser usada para el registro manual de personas que ingresan o salen de una instalación.

De igual manera, otra de las funciones de un control de acceso tiene que ver con su practicidad y utilidad para el ahorro de tiempo en una edificación, pues ahora las personas que deseen entrar o salir, podrán hacerlo más rápidamente, sin preocuparse por llenar engorrosos y obsoletos formularios de registro.

5. Incrementar el nivel de seguridad de una instalación

Toda edificación, empresarial o residencial, que aplique un sistema de control de acceso, verá cómo sus niveles de seguridad se incrementan de manera exponencial, ya que este dispositivo puede prevenir diversas situaciones adversar.

Un caso típico puede darse cuando el empleado de una empresa abandona su puesto de trabajo en medio del horario de actividades, sin avisar a nadie. Esto afecta la productividad de cualquier compañía, y el control de acceso puede prevenirlo.

Asimismo, las intrusiones de individuos ajenos a las instalaciones también pueden ser contrarrestadas con la implementación del control de acceso.

6. Complementación con otros sistemas de seguridad

Entre las funciones de un control de acceso se encuentra la opción de integrarse con otros sistemas de seguridad, tales como alarmas, sensores de movimiento, dispositivos de CCTV, magnéticos para puertas, entre otros.

De este modo, el control de acceso representa una alternativa muy ventajosa para cualquier infraestructura que requiera protección.

Dejar un comentario