close
Sin categoría

Siete mitos sobre los sistemas de monitoreo de alarmas

A la hora de contratar sistemas de monitoreo de alarmas, nos encontramos con ciertos mitos que vale la pena desterrar. En esta nota vamos a repasar varios de ellos y contarte por qué no son verdad.

¿Por qué circulan mitos sobre los sistemas de monitoreos de alarmas?

La desinformación causada por las redes sociales o los comentarios informales lleva a confusiones sobre estos sistemas. Por eso, es importante conocer la opinión de un experto, como también su análisis en el caso de nuestra propiedad puntual.

Aquello que no funcionó para una propiedad puede hacerlo para otra, y eso sólo puede determinarlo él. Sabrá, por ejemplo, cuál es el mejor lugar para instalar los sensores de movimiento, o qué puertas y ventanas conectar al sistema. De este modo, previene puntos ciegos y falsas alarmas.

La opinión de los expertos

Vamos a pasar ahora a revisar siete mitos sobre los sistemas de monitoreo de alarmas. Probablemente hayas escuchado alguno o muchos de estos, pero ahora te vamos a contar por qué estos mitos son falsos.

1. “Un sistema de alarma es muy costoso”

Hay una tendencia a creer que estos sistemas son un lujo reservado sólo para algunos. Gran error. Actualmente existen diferentes opciones, algunas muy accesibles. Todo depende de las necesidades y presupuesto de cada usuario.

Sin dudas, estos sistemas darán un toque moderno a tu hogar. Pero lo harán a precios razonables. Además, brindarle seguridad a tu propiedad aumentará su valor en el mercado inmobiliario. Eso sin contar, claro, que saldrá menos la instalación de este sistema que las lamentables pérdidas materiales que podrías llegar a sufrir sin él.

2. “Para su instalación hay que romper paredes y el cableado es antiestético”

Esto es falso. No existe tal dicotomía entre estética y seguridad. Se puede tener ambas. Para empezar, el cableado hecho por expertos suele ser prolijo e imperceptible.

Luego, hoy también contamos con sistemas de alarmas inalámbricos. Son equipos chicos y discretos que sólo requieren ser atornillados a la pared. No hay necesidad de obras ni reformas, y la decoración de tu propiedad no será afectada en absoluto.

Sistemas de monitoreo de alarmas: sensor de movimiento

3. “Las alarmas inalámbricas no son confiables”

Este mito es mentira. La tecnología es probada múltiples veces antes de su instalación final para evitar cualquier error posible. Estos sistemas hoy son muy estables y confiables. Incluso envían continuamente información sobre su estado. De este modo, nos podemos adelantar a cualquier necesidad de servicio técnico.

Sistemas de monitoreo de alarmas: inalámbricas

4. “Las alarmas pueden ser saboteadas”

Anular sistemas de monitoreo de alarmas no es nada sencillo. Un corte de energía o en la línea telefónica no desactiva la alarma. Los sistemas modernos cuentan con baterías de respaldo que permiten un funcionamiento autónomo de 24 horas o más. Además, su comunicación se hace por vía de telefonía móvilinternet wifi.

De este modo, el personal que continuamente monitorea las alarmas puede saber incluso cuando hay alguna falla en la energía o comunicaciones. Así, puede estar atento ante cualquier otra irregularidad.

5. “Mi animal doméstico causará falsas alarmas”

Los sistemas de alarmas suelen ser diseñados por empresas estadounidenses. Ellos tienen en cuenta que en su país cerca del 62% de los hogares tiene uno o varios animales domésticos. Por eso, contamos en el mercado actual con alarmas inmunes al movimiento de mascotas.

Los sensores de movimiento son calibrados para no disparar la alarma con el movimiento usual de tus mascotas. Evidentemente, lo usual no es la regla todo el tiempo. Así, los expertos suelen recomendar todavía dejar a las mascotas afuera o en zonas sin detectores de movimiento.

6. “Mi casa no es insegura”

Quizás pienses que porque tu barrio es seguro, o porque estás siempre en tu casa, no necesitás sistemas de monitoreo de alarmas. Lo que hay que tener en cuenta es que los ladrones buscan objetos de valor sin protección, sea donde sea.

Además, las alarmas pueden incluso estar activadas cuando estamos adentro. A la hora de dormir, o en cualquier momento del día, se pueden encender sensores específicos de sectores no concurridos, o incluso de puertas.

Finalmente, el robo no es lo único a considerar. El sistema de monitoreo de alarmas responde también a alarmas de incendios. Así, con la instalación de detectores de humo o calor, se puede estar seguro con eso también.

Conclusiones sobre los sistemas de monitoreo de alarmas

Los sistemas de monitoreo de alarmas son hoy una opción sofisticada y poco costosa. Su sabotaje es casi imposible, su instalación es fácil y rápida y se adaptan a cada usuario. Eso sí, siempre y cuando la haga un experto. Por eso, si estás buscando instalar un sistema de alarmas, podés contar con Vigitek.

Dejar un comentario